Pie..

Ser felíz requiere de gran conciencia y amor. Conciencia para poder apreciar y amor para practicar el arte de elegir QUE DAR. Lo bueno se queda y lo malo lo descargo al pizotear, si, el aire, al que puse en mi frecuencia con la voz. Si lo escribo, es porque así nadie olvidó.